¿Para qué sirve la furosemida?
¿Para qué sirve la furosemida?
Puntúa este post

La furosemida es un diurético del asa que produce una diuresis de instauración rápida y de corta duración. En otras palabras, es un fármaco muy potente con acción diurética, utilizado en enfermedades que causan retención de líquido. Pertenece a la clasificación de “pastillas de agua”.

Básicamente, lo que hace es provocar la eliminación del agua y de sal innecesarias en el cuerpo, a través del riñón en forma de orina. Se puede administrar por vía oral a través de pastillas de 40 mg, o por vía intravenosa a través solución inyectable de 20 mg. La última se utiliza cuando el paciente requiere perder líquidos de modo intenso y rápido.

Es importante no consumir la furosemida sin receta, este puede traer efectos secundarios considerables. Al igual que si no se puede orinar por sí mismo.

Cómo funciona la furosemida

como funciona la furosemida

La furosemida tiene como función principal la mayor extracción de cloruro de sodio (sal) por los riñones, la cual tienen que diluir y eliminar el cloruro de sodio no absorbido. De esta manera el efecto diurético de la furosemida no ocurre directamente, sino más bien actúa como una respuesta al aumento de excreción de cloruro de sodio.

Esta eliminación es muy beneficiosa en pacientes con edemas. Por lo que, la furosemida actúa como remedio a la enfermedades que suelen causar hinchazón.

Además estimula la excreción de otros elementos, como el potasio, calcio y magnesio. En algunos casos ha resultado beneficioso en pacientes que presentan hiperpotasemia (exceso de potasio en el organismo); todo lo contrario, puede afectar gravemente a pacientes que desarrollan hipopotasemia (deficiencia en la sangre).

Furosemida: Nombre Comercial

La furosemida es un fármaco muy conocido en el mercado desde hace ya algunos años. Entre algunos de los nombres comerciales, está el Lasix, uno de los más  famosos; sin embargo se puede encontrar con otros nombres según sea el país:

  • España: Seguril.
  • México: Furodiurol, Furosan, Klimyn, Luzamida y Osemin, Biomisen, Butosali, Diusux, Edenol.
  • Argentina: Furital, Furotral, Dafil, Errolon, Furtenk.
  • Chile: Asax.
  • Perú: Mudrec y Ragilon.
  • Uruguay: Diusemide, Fischermide, Furoaster, y Nuriban.
  • Venezuela: Biosemida, Edemid, Inclens, Lifurox, Salca y Terysol.

 

 

Se comercializa en farmacias en forma de tabletas de 40mg.

Furosemida 20mg

furosemida en ampollas

La furosemida de 20 mg es la versión inyectable.

Cada ampolleta de 2 ml contiene: Furosemida 20.0 mg. Excipientes: c.s.p. 2.0 ml (Hidróxido de Sodio y Agua para Inyectables).

La furosemida inyectable es utilizada en pacientes que no pueden tomar medicamentos orales, o en pacientes en situaciones de emergencia. Está indicada específicamente como terapia adjunta en el edema pulmonar agudo. La furosemida administrada vía intravenosa es indicada cuando se requiere un inicio rápido de la diuresis.

Además sirve para tratar trastornos en la absorción gastrointestinal, cuando la administración oral no funciona por alguna razón. Se puede administrar por vía intravenosa o intramuscular.

Furosemida Cinfa 40 mg

La presentación de Furosemida cinfa 40 mg es en comprimidos.

Cada comprimido contiene: 71,7 mg de almidón de maíz (como almidón de maíz (64 mg) y almidón de maíz pregelatinizado (7,7 mg)) y 0,28 mg de sodio (como laurilsulfato de sodio (3,5 mg)).

La furosemida en pastillas de 40 mg es indicada en pacientes con edemas asociados a insuficiencia cardiaca congestiva, cirrosis y enfermedades renales. También en edemas subsiguientes a quemaduras y cuando se presenta hipertensión arterial leve o moderada.

Propiedades Farmacológicas de la Furosemida

Propiedades farmacodinámicas

La furosemida realiza su efecto dentro de los 15 minutos siguientes a la administración intravenosa, mientras que por administración oral tarda aproximadamente una hora.

Sin embargo, en personas sanas la duración de la acción es de aproximadamente 3 horas si se le ha administrado vía intravenosa (20 mg) y de 3 a 6 horas si la dosis fue administrada vía oral (40 mg).

Propiedades farmacocinéticas

La furosemida se absorbe rápidamente a partir del tracto intestinal. Siendo el tiempo máximo para furosemida en pastillas de 1 a 1.5 horas, puede variar en cada individuo.

En personas sanas, la biodisponibilidad del fármaco depende de varios factores que influyen en enfermedades subyacentes y puede reducirse al 30% (por ejemplo, en el caso de síndrome nefrótico).

Mientras que el volumen de distribución de la furosemida es de 0.1 a 0.02 litros por kg. El volumen de distribución puede ser más elevado dependiendo de la enfermedad subyacente.

Y la vida media de la furosemida después de la administración intravenosa es de 1 a 1.5 horas.

Furosemida para adelgazar

Estudios científicos revelan que la furosemida en sí, no causa pérdida de peso, dado que su propiedad es eliminar el exceso de líquido, más no quemar grasa.

Sin embargo, esto no significa que no pueda causar una reducción de peso temporal, ayudará momentáneamente en la pérdida de agua, pero nunca en la reducción de la grasa corporal.

A pesar que muchos productos para adelgazar tienen en su composición la furosemida estos no causan tal efecto. La persona puede que pierda hasta 2 kgs en una semana, teniendo la falsa impresión que está bajando de peso, cuando sencillamente lo que está causando es una deshidratación.

Cómo beber furosemida para bajar de peso

El uso de furosemida para bajar de peso debe emplearse sólo para casos de emergencia, por ejemplo cuando necesitas deshacerte de unos kilos de más en una semana para un evento importante. Pero ¿cómo tomar la furosemida sin afectar la salud? Es necesario tener bien claro que el remedio sirve para reducir la hinchazón, se debe conocer exactamente la dosis a ingerir, y durante la ingesta mantener hidratado el cuerpo y tomar vitaminas adicionales como el potasio.

Después de saber lo anterior expuesto, se recomienda comenzar con un comprimido al día, y de ser necesario, aumentar la dosis a dos comprimidos por día. Desde la primera dosis podrás verificar su fuerte efecto diurético.

Seguril – Furosemida

El Seguril de 40 mg comprimidos, es un fármaco que contiene furosemida. Es un diurético y pertenece al grupo de las sulfonamidas. Básicamente lo que hace es aumentar la eliminación de orina y reduce la presión arterial.

Su ingesta siempre debe ser bajo prescripción médica. Por lo general es indicado para el tratamiento de: edemas asociados a insuficiencia cardiaca congestiva, cirrosis hepática y enfermedad renal, incluyendo el síndrome nefrótico; e hipertensión arterial.

Debes saber que, no se puede tomar Seguril en los siguientes casos:

  • Si se es alérgico a los medicamentos que contengan sulfonamidas.
  • Si se sufre de problemas graves en los riñones (insuficiencia renal con anuria).
  • Si presenta hipopotasemia grave (nivel muy bajo de potasio en la sangre).
  • Si presenta hipovolemia (disminución del volumen total de sangre).
  • Si presenta hiponatremia grave (deficiencia de sales de sodio en sangre).
  • Si se está embarazada o amamantando a un bebé.

¿Cómo tomar Seguril?

Debe seguir al pie de la letra las instrucciones de su médico. Aquí algunas recomendaciones adicionales: tome Seguril con el estómago vacío con abundante agua; si observa algún efecto desfavorecedor, comuníquese de inmediato con su médico.

Por lo general, la dosis a consumir depende de la edad y la patología:

En adultos: se recomienda uno o dos comprimidos diarios. La dosis de mantenimiento es de medio comprimido al día y la dosis máxima la determinará su médico y dependerá de su respuesta al tratamiento.

En niños: se recomienda la administración diaria de 2 mg/kg hasta un máximo de 40 mg.

El fin del tratamiento lo indicará el médico.

Consecuencias de la furosemida

La furosemida puede producir algunas consecuencias o efectos secundarios si no se toma correctamente o si se es alérgico a sus componentes. En caso de presentar algunos de los síntomas que a continuación expondremos, debes acudir inmediatamente al médico:

  • Dificultad para respirar.
  • Hinchazón en la cara o garganta.
  • Hinchazón en los pies o tobillos.
  • Quemazón en los ojos.
  • Zumbido en los oídos.
  • Sangrado inusual.
  • Fiebre, debilidad, escalofríos.
  • Dificultad al orinar.
  • Entumecimiento o sensación de quemazón.
  • Nivel alto de azúcar en la sangre.
  • Signos de problemas del hígado o del páncreas.

Esta lista menciona solo algunos de los efectos secundarios, en caso de presentar otros relacionados acuda de inmediato al médico.

Furosemida: Dosis en perros

La furosemida está registrada para el uso en humanos y animales. Para la ingesta animal está disponible en tabletas de 12.5mg, 20 mg, 40 mg, 50 mg, 80 mg. En solución se encuentra de 8mg/ml y en forma inyectable en 10 mg/ml y 50 mg/ml.

Se debe acudir al veterinario para su debida administración. En el caso de los perros, la furosemida se dosifica en 2 a 6 mg/kg de una a cuatro veces al día. Y la duración del tratamiento dependerá de la condición, de la respuesta al tratamiento y de los efectos adversos.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario